Visitas:

domingo, 28 de febrero de 2016

Soy Felliz

Doy gracias a Dios nuestro Señor porque soy inmensamente FELIZ.

No tengo brillo pero tengo el suficiente amor de mi gente que me hace sentir lo suficientemente “prestigioso” para ser FELIZ

No tengo abundancia de dinero, pero tengo más de lo que necesito para ser FELIZ.

Tengo una familia increíble, mejor que la que hubiese merecido.

Tengo una Esposa comprensiva con mis defectos que me empuja y me ayuda a mejorar.
Tengo cinco hijos maravillosos, algunos adultos o casi, con los que puedo hablar de igual a igual, otros jóvenes adolescentes que con su energía me mantienen con “espíritu joven”
Tengo a mis padres vivos y que me necesitan lo suficiente como para que yo pueda pagar en vida parte lo que hicieron, y siguen haciendo, por mí.
Aunque tengo un solo hermano, este es un fuera de serie, que tiene un empuje y es un gran emprendedor y luchador.
Tengo el mejor trabajo que podría tener, con jóvenes a los que acompañar, con compañeros de trabajo excepcionales que me ayudan a mejorar, con otros no tanto que me ayudan a saber lo que no tengo que hacer.
En fin, no me va e la vida como yo quisiera, me va como Dios quiere, y eso es siempre mejor que lo que yo quiero.
Nuevamente gracias a Dios Nuestro Señor por darme lo que necesito y quitarme lo que no necesito para ser FELIZ.

No hay comentarios:

Publicar un comentario