Visitas:

jueves, 7 de marzo de 2013

Reflexiones en torno al "día internacional de la mujer" y la "igualdad de género"


Qué excelente idea es la de festejar el día internacional de la mujer! Habiendo sido postergada, durante mucho tiempo, es hora de destacar y hacer notar a la sociedad los verdaderos valores femeninos,  es hora de que el mundo disfrute de los aportes que la mujer puede hacer para el futuro de la humanidad. ¡Qué diferente sería el mundo de hoy si hubiésemos aprovechado históricamente estos aportes!

Ahora bien, me parece que el camino y las estrategias elegidos para lograr la dignificación de la mujer resultan contraproducentes y atentan contra la misma causa que dicen defender.  En primer lugar es un error pretender  la “igualdad de la mujer”, ya que con esto se termina cayendo en masculinizar a las mujeres. Los hombres y las mujeres somos diferentes aquí está el secreto de la verdadera  dignificación de la mujer, hacer que las mujeres compitan con los hombres en un campo de batalla masculinizados es hacer que las mujeres siempre salgan perdiendo. Las mujeres tienen que buscar la forma de que su naturaleza femenina tenga fuerza y transforme la sociedad,  los hombres deberíamos no solo permitir sino favorecer esto ya que en esta mezcla de aportes todos saldríamos beneficiados.

Los invito a buscar en google imágenes de mujeres relacionadas con la palabra “feminismo” o “feminista”, verán que se encontrarán con imágenes de mal gusto, con mujeres amachorradas. Preguntemos a las mujeres que conocemos si ese es el estilo de mujer que desean ser, seguramente nos responderán que no. Lo más bello que tienen las mujeres es lo que las diferencia de los hombres, desde lo físico pasando por lo afectivo y llegando a los espiritual, pretender quitarles esto con un afán de “falsa igualdad” es perjudicar a las mujeres.
Todos estamos de acuerdo en conceder a las mujeres los derechos que se le pudieron negar en ciertas épocas históricas, pero una parte fundamental de estos derechos es que se les permita ser verdaderas “mujeres” que manifiesten su naturaleza femenina.
Un tema de vital importancia es el pretendido “derecho al aborto” que se suele poner sobre el tapete para fechas como este “día internacional de la mujer”, ¿es que todavía no han tomado conciencia los movimientos feministas y los organismos de derechos humanos que el aborto, además de terminar con la vida de un niño por nacer,  destroza la vida de la mujer? ¿Por qué pretenden seguir ignorando el impacto del síndrome post aborto? ¿por qué pretender que el aborto es una solución para la violación cuando en realidad es un drama sobre otro drama?
Es fácil demostrar que nadie tiene derecho al aborto, pero en esta fecha se me ocurre poner el acento en el daño que el aborto provoca a la mujer. El síndrome post aborto no es mas que una variante del estrés postraumático y tiene los siguientes síntomas:  Recuerdos y pensamientos obsesivos sobre la situación a la que se ha sometido, sueños repetitivos sobre el aborto, niños ensangrentados, etc., Flash Back o sensación de que el hecho del aborto está pasando en ese momento, sensación de desapego frente a los demás, restricción de la vida afectiva,  sensación de un futuro desolador, dificultades para dormir, irritabilidad,  ataques de ira, dificultades para concentrarse, sobresaltos (respuestas exageradas a determinados estímulos),  miedo respecto a futuros embarazos,  respuestas negativas ante la presencia de un bebé, etc. ¿Es esto un derecho de la mujer?
Creo que es un gran error pretender un derecho de la mujer al aborto,  tal como pretender una igualdad inexistente, esto no solo perjudica a la mujer sino que termina con la vida de un niño.
En la Argentina, una de las asociaciones que promueven el derecho al aborto con especial énfasis  el “día internacional de la mujer” es “Amnistia internacional” que, supuestamente, es un organismo de defensa de los derechos humanos, yo me pregunto ¿los derechos de qué humanos defiende esta asociación cuando pide el derecho al aborto?

No hay comentarios:

Publicar un comentario